Insolvencia e Infracapitalizacion aparente

Primera Parte
INTRODUCCIÓN
1. Cuestiones Terminológicas: ¿ Infracapitalización o Infrapatrimonialización ?
La disciplina contable como toda materia evolutiva plantea continuos problemas en la búsqueda de un lenguaje
propio e interdisciplinario. En este orden de ideas, se ve influenciada por la terminología de otras ciencias y
disciplinas, de las que se alimenta y se ha nutrido históricamente, por ejemplo las ciencias jurídicas, la finanzas y la
economía.

Conforme nos enseña [[Robert N. Anthony ]]( ) “A la Contabilidad se le ha llamado el lenguaje de los negocios y
aunque algunos se oponen a esta definición, encontraremos que la tarea de aprender contabilidad viene a ser
esencialmente la misma que implica el estudio de un nuevo idioma. Sin embargo, esta tarea se complica por el
hecho de que muchas de las palabras que se usan en contabilidad quieren decir casi – pero no exactamente – la
misma cosa que lo que expresan las mismas palabras en el uso diario común, fuera del aspecto contable.”
Asimismo nos enseñaba el profesor Alejandro Almirón, respecto a este tema, hasta la irrupción de la [[globalización]]
teníamos dos tipos de problemas, que podemos sintetizar de la siguiente manera:
Problemas de Tipo Uno. Con un mismo término queremos hacer referencia a conceptos diferentes. Por ejemplo la
utilización del vocablo amortización es paradigmático desde el punto de vista ejemplificativo. Puede no ser sólo
utilizado para expresar por lo menos tres conceptos diferentes (abstracciones) sino asimismo en uno de estos
conceptos puede tener a su vez tres sentidos distintos.
De esta manera utilizar la palabra amortización puede estar haciendo referencia al concepto contable de pérdida de
valor de los bienes de uso, activos intangibles o cargos diferidos. Otra utilización conceptual del término, es
“Liquidar sobre la base de anualidades. Un préstamo amortizable es aquel cuyo monto principal es reembolsado
en abonos a lo largo de su vida” ( ), al vocablo se lo utiliza como sinónimo de pagar el principal, es decir el capital
de un préstamo.
Una tercera acepción de la misma es utilizada en materia de sociedades comerciales, amortización de acciones “es
una operación que tiene por objeto restituir o reembolsar al accionista el monto aportado en la suscripción” ( ) es
sinónimo de rescate de las mismas , retirarlas de la circulación y pago con o sin entrega de bonos de goce a los
accionistas.
A su vez hemos dicho que un concepto puede tener sentidos diversos como es el caso de amortización como reflejo
de pérdida de valor de los bienes que no están destinados para la venta ( bienes de uso, activos intangibles o cargos
diferidos), la misma puede referirse a su significado económico ( pérdida de la capacidad generadora de riqueza por
la utilización del bien ), financiero (retención de fondos o de utilidades), o contable (reflejo aproximado o razonable
de la pérdida de valor).
Problemas de Tipo Dos. Con términos diferentes queremos referimos a un mismo concepto. Por ejemplo, Ganancia,
Utilidad, Beneficio, Renta, pueden utilizarse a los efectos de referirse a la variación positiva del Patrimonio Neto en
un ejercicio (eliminando de dicha medición los movimientos de aportes y retiros de los accionistas, socios,
propietarios o cualquier tipo de proveedores de fondos propios).
Hoy por hoy se agrega lo que llamamos Problemas de Tipo Tres. La influencia de una terminología global que
sea generalmente aceptada, el término subcapitalización es la traducción de “Thin Capitalization” ( ), la traducción
literal sería capitalización delgada, esta terminología mundial surge como consecuencia y necesidad de investigar
trabajos, fuentes y antecedentes existentes; de lo que surgen estudios preponderantemente de raíz eminentemente
impositiva.
Concomitantemente tenemos los desarrollos nacionales. En este sentido en idioma castellano a este fenómeno se lo
debería denominar haciendo un uso correcto del lenguaje, infrapatrimonialización o subpatrimonialización
empresaria.
La importancia de esta disquisición terminológica es evidente a los efectos de distinguir jurídicamente los
diferentes alcances conceptuales de ambos términos infracapitalización e infrapatrimonialización.
Desde el punto de vista jurídico no se deben confundir porque no significan lo mismo, Alberto Víctor Veron
claramente expresa continuamente a lo largo de su profusa obra que la dimensión jurídica que atañe al concepto
Capital Social, se debe circunscribir a la responsabilidad jurídica de los propietarios en cambio Patrimonio
Neto hace referencia al concepto de la responsabilidad económica de los mismos. Por lo cual principios como
intangibilidad del capital , prenda común de los acreedores tienen un relativismo en función de la definición (o
indefinición) terminológica.
No es indistinto, ni neutral que se refieran a uno u otro concepto, la variabilidad esta en función a los distintos
alcances jurídicos, económicos del Capital Social y del Patrimonio Neto.
En la generalidad de los casos se trata a ambos vocablos como sinónimos y por lo tanto es necesario precisar el uso
de los terminología empleada así por ejemplo Rafael Mariano Manóvil debe aclarar ( ) “El capital propio de una
sociedad, en el sentido que aquí interesa, está constituido por los aportes de los socios, por las reservas y las
utilidades no distribuidas…”, indudablemente necesita indicar que se refiere al Patrimonio Neto.
Luego de haber dejado expresa constancia del peligro de su confusión y privilegiando la armonización internacional
del lenguaje utilizamos el término infracapitalización como sinónimo del término infrapatrimonialización pero
señalando muy claramente las diferentes alcances conceptuales de cada uno, más allá de la disciplina contable.
. 1. 2 Desarrollo de un Concepto Genérico de Infracapitalización Empresaria
El concepto sustancial respecto a una empresa en marcha, es la evaluación de la que se infiere que no se
cuenta actualmente o que no se va a contar en el futuro con capital propio, en términos cuantitativos y /o
cualitativos suficiente o necesario para el desarrollo del ciclo de vida empresarial a devenir, de manera tal que
representa o significara un riesgo financiero relevante (exacerbado) para aquellos que se relacionaron con la empresa
o que se relacionaran en el futuro de manera voluntaria o involuntaria.
La búsqueda de una definición genérica se debe a que este fenómeno empresario conforme vamos a desarrollar y
producto de nuestra investigación puede presentarse y expresarse de muy variadas formas (reveladoras y/o causales
del fenómeno), las mismas serán analizadas en el siguiente orden infracapitalización Económica, Financiera,
Operativa, Contable, Bursátil y Legal. En forma individual será analizada la Infracapitalización Aparente.
Estas tipologías implican una complejidad que promueve a que su individualización debe ser producto de un
diagnóstico técnico. A su vez las mismas pueden ser únicas o concurrentes.
Los desvíos negativos entre el patrimonio existente y el necesario, no deja de ser responsabilidad ( ) ( ) , de los
accionistas, socios, o proveedores de fondos propios, es decir propietarios de la empresa con responsabilidad
limitada y/o directores, administradores sobretodo considerando los desarrollos técnicos existentes en el proceso de
presupuestación integral, en lo concerniente a la determinación a priori del capital propio necesario a lo largo del
desarrollo de la puesta en marcha de la empresa. En vistas al concepto de riesgo referirnos a responsabilidad entre lo
presupuestado y lo real nos conduce a analizar diferencias relevantes en términos absolutos y relativos.
Es oportuno aunque el tema en particular será desarrollado posteriormente hacer una distinción respecto al origen
causal de la infracapitalización bursátil, es una clase especial de infracapitalización cuyo sentido o generadores
causales pueden ser mucho más amplios de los mencionados, respecto de no contarse desde una perspectiva
dinámica con el capital o patrimonio necesario en términos cuantitativos o cualitativos. La diferencia a resaltar más
allá de las expectativas radica en el sentido cualitativo de la inversión realizada, este tipo de infracapitalización
refleja la materialización del riesgo empresario, ya que los proveedores de fondos propios han considerado que el
costo de oportunidad de la inversión realizada es mayor a la rentabilidad generada por el proyecto o a esperar
del mismo.
Esto no quita la presencia de factores causales más complejos como infracapitalizaciones concurrentes por ejemplo
la influencia recíproca entre infracapitalización financiera y bursátil su vinculación podemos hipotizar radicaría en
que es posible que la rentabilidad operativa generada sea la adecuada en relación al riesgo del proyecto pero la
rentabilidad neta no, como consecuencia de lo exacerbado de la prima de riesgo financiero que forma parte de la
retribución de los fondos ajenos.
Segunda Parte
DISTINTOS TIPOS DE INFRACAPITALIZACION
2.1- Infracapitalización Económica
Concepto
Al referirnos a este tipo de insuficiencia o disfunción económica que implica un deterioro patrimonial lo hacemos
situados desde una perspectiva dinámica, en la empresa en marcha, en la cual a partir de una hipótesis optimista de
capital inicial suficiente, el mismo se debilita durante el desarrollo de la gestión empresaria global. Y se materializa
con la presencia de un resultado final negativo, lo cual se verifica en el informe contable conocido globalmente
como Estado de Resultados o The Income Statement. Esto es desfinanciación por empobrecimiento. Por lo cual es
una causal de infracapitalización sobreviniente, (acorde a la hipótesis de trabajo) y por lo cual puede ser uno de
los orígenes de infracapitalización financiera y/o de otros tipos como la operativa, bursátil, legal etcétera. De lo cual
se infiere que pueden convivir con distintas tipologías de infracapitalización en una misma empresa, influenciándose
entre estas mutuamente.
A su vez debemos tener presente que la existencia de pérdidas puede estar vinculada tanto a la falta de diligencia
del buen hombre de negocios como pese a la diligencia del mismo.
2.2 Infracapitalización Financiera.
Concepto , su afectación al Valor de la Empresa
Podemos focalizar la atención en particular como un fenómeno extendido en los países emergentes tanto a nivel
Pymes como en Grandes Empresas, es la característica de sobreendeudamiento empresario. Las razones son
múltiples y muy diversas por ejemplo respecto a las Grandes Empresas, particularmente en la década del 90 en
aquellos países en donde los Estados Nacionales ha abandonado las funciones empresariales vendiendo las empresas
estatales, los Grupos Económicos locales básicamente han comprado lo que han podido y en algunos casos han
como mínimo agotado su capacidad de endeudamiento.
Aún en el caso de políticas fiscales de promoción industrial en los países emergentes se desatiende la importancia
del capital suficiente, en este sentido Enrique Zamorano García ( ) manifiesta, “Uma boa parte das promoçóes
industriais fundamenta-se em planos financieros pouco sólidos já que se integra o controle da empresa com uma
contribuiçào mínima de capital e assim mesmo, financia-se o grosso dos investimentos com recursos alheios.
Estas atitudes determinam que a empresa nasça com uma estrutura financiera sem solidez., e alèm disso, sáo
ameaçados seus resultados e seu desenvolvimento pelos encargos financieros que terào que cobrir os credores.
Tais fatos sào os que com mais frequência levam as empresas ao estancamento e posteriormente ao mais
profundo fracasso.” Esto pone de manifiesto la falta de conciencia al diseñar los regímenes de promoción industrial
que este factor tiene a los efectos de proyectos sustentables en el tiempo y lo que es peor es otra forma de reflejar
con que naturalidad o displicencia se ejercita el mal uso de un privilegio que nació con carácter excepcional.
Las consecuencias nefastas de los fracasos empresarios no se circunscriben a las pequeñas empresas ni a los países
emergentes es así como Peter M. Senge ( ) señala “Pocas empresas alcanzan la mitad de la longevidad de una
persona. En 1983, una encuesta de Royal Ducht / Shell reveló que un tercio de las firmas que figuraban entre las
500 de Fortune habían desaparecido , Shell estimaba que la longevidad promedio de las mayores empresas
industriales es inferior a los cuarenta años, aproximadamente la mitad de la vida de un ser humano” . Nos
preguntamos ante esta relevante observación que grado de correlación existirá entre los fracasos empresarios y el
problema de la infracapitalización empresaria en general y del sobreendeudamiento en particular.
Técnicamente y mundialmente la inmensa mayoría de los profesionales sostenemos que el valor de la empresa es
posible maximizarlo con endeudamiento.
Valor cuando r cando se
e
Gráfico de la Relación óptima de endeudamiento
Valor Empresa
(p/pn)
nivel de endeudamiento.
El Gráfico nos indica claramente que conforme la teoría sobre endeudamiento y valor mercado más difundida en el
mundo el valor de mercado de una empresa con infracapitalización financiera, se ve percutido y resentido; ya que el
incremento de los de los costos ante el aumento del riesgo financiero de caer en cualquiera de los diversos estados
posibles de insolvencia crece más que proporcionalmente en relación a los beneficios o ahorros fiscales (que
incluso pueden haber desaparecido), concomitantemente que la prima de riesgo ante los niveles de leverage
alcanzados ha (salvo casos de proyectos excepcionales) convertido el efecto palanca financiera en negativo, al
superar el costo medio del pasivo la rentabilidad operativa de la empresa.
2.3. Infracapitalización Operativa.
Concepto
El profundizar este caso particular de infracapitalización nos coloca en un plano de indagar respecto a que
debemos entender como determinación cuantitativa de la composición estructural de la inversión necesaria.
Si bien es claro que ahora focalizamos nuestra atención en la aplicación de los fondos es decir en la inversión, este
tipo de infracapitalización evidencia la vinculación de dos aspectos primarios e interdependientes, de la concepción
del “negocio empresario” : a) la inversión (también en términos contables denominada activo) , y b) las fuentes de
financiamiento ( estructura financiera de la empresa) .
Referirnos a la infracapitalización operativa , es denotar la insuficiencia en la generación de fondos – (en un
sentido amplio tanto interna como externa del circuito financiero) para cumplimentar un eficiente desarrollo
del ciclo operativo de la inversión de manera que genere la rentabilidad mínima esperada del Patrimonio Neto, en
el tiempo planificado.
Miguel C. Araya ( ) al respecto expresa “Desde diversa óptica se ha planteado en Europa, en especial en
Alemania, la cuestión de la infracapitalización, que apunta, como es sabido, a incorporar reglas de ordenamiento
jurídico que impongan a los socios el aporte de un capital adecuado al objeto social. Se distingue, a este respecto,
entre la infracapitalización material, que se presenta cuando la sociedad está falta absolutamente de recursos
propios y ajenos exigidos por la actividad económica a desarrollar”, vale resaltar que considera la ausencia tanto
los medios propios como ajenos, es decir de la impotencia de la estructura de financiamiento en general.
En este orden de ideas comparten esta teoría Giuseppe B. Portale y Concetto Costa ( ), pero con la siguiente
salvedad lo hacen refiriéndose exclusivamente a los “medios propios” quienes expresan ” Nell´ambito del problema
della sottocapitalizzazione si distingue, di conseguenza, tra sottocapitalizzazione materiale e sottocapitalizzazione
formale o nominale : la prima espressione viene utilizzatta per indicare quelle ipotesi in cui la società é
assolutamente priva di mezzi propi adeguati al perseguimento dell´oggetto sociale; la seconda per quelle diverse
ipotesi in cui il capitale appare inadeguato, ma la società è rifornita altrimenti dai soci dei mezzi necessari. La
pericolosità delle due situazioni è, naturalmente diverse : è una pericolosità attuale per la sottocapitalizzazione
materiale, in cuanto è il patrimonio ad essere insufficiente”
Observamos como la doctrina europea contemporánea en forma genérica hace referencia a este tipo de fenómeno
pero sin distinguir sus efectos ni en los orígenes de fondos ni en sus aplicaciones, se expresan resaltando la
interdependencia entre el origen y la aplicación de fondos al tratar una clase de infracapitalización, la material la
cual se presenta cuando una empresa esta falta de recursos , de insuficiente activo por falta de fondos, entendemos
nosotros que propios o ajenos necesarios para el proyecto a financiar.
Un caso claro lo señala Enrique Zamorano García al mencionar ( ) ; ” Insuficiência de capital de trábalo, Uma das
principais causas do fracasso nos negócios é a falta de capital, observou-se que nai mayoría dos casos a
insuficiência do capital se debe a falta de previsäo no processo de desenvolvimento da empresa, se de antemáo
houvesse determinado o capital necesario para a expansáo náo avería razáo para aventurar a situaçóes que
estejam além dos propios recursos. Observou-se que algumas empresas tiveram problemas para estimar seu
capital inicial, mas com maior frequência observa-se que há mais problemas para calcular suas necesidades de
capital de giro e para manter em equilibrio financiero sua solvencia e liquidez”
El planteo se hace desde la composición de la inversión, recordemos que por capital de trabajo acorde el enfoque
temporal operativo se hace referencia al activo corriente (Caja y Bancos, Inversiones Transitorias, Créditos por
ventas, Bienes de Cambio) es decir a la inversión operativa que debe estar correlacionada con las particularidades de
los mercados de bienes y servicios a los que accede la empresa influenciados por el ciclo económico sobretodo en
países alejados de políticas económicas de sintonía fina.
Este tipo de infracapitalización refleja la interdependencia entre ciclo operativo y ciclo financiero, se concentra en
los problemas de escala del primero.
El la doctrina que se gestando en el Mercosur resaltamos que inferimos que la empresa esta no solamente privada de
medios propios sino también ajenos por ejemplo José L. Reinoso ( ) “El grado extremo de insolvencia de la
sociedad devendrá de la infracapitalización material, ante la cual nos vamos a encontrar cuando la sociedad está
absolutamente falta de recursos propios o ajenos exigidos por la actividad económica a desarrollar”
Por último es necesario resaltar que el grado de ineficiencia en el ciclo operativo producto del padecimiento de este
tipo de infracapitalización puede alcanzar diversos grados de profundización, cuyos extremos son consecuencias
mínimas hasta máximas que importen incluso la paralización empresaria.
2.4. – Infracapitalización Contable
Concepto
Cuando desarrollamos el concepto genérico referente a la infracapitalización expresamos :
“El concepto sustancial es la evaluación de la que se infiere que no se cuenta actualmente o en el futuro con
capital propio, en términos cuantitativos y /o cualitativos suficiente o necesario para el desarrollo del ciclo de
vida empresarial “.
Asimismo hemos iniciado nuestro trabajo expresando que la Contabilidad es el lenguaje de los negocios, por lo cual
no importa el enfoque que adoptemos siempre vamos a concluir que el sistema contable es un medio cuyo fin es
representar la realidad económico financiera de las empresas, pero con una característica trascendental la
calidad de la información debe estar imbuida de una cualidad de confiabilidad aún sacrificando otra cualidad
informativa esencial como lo es la pertinencia. Priorizar dicho valor informativo es lo que quita grados de
libertad a la profesión contable en aras de la objetividad. No se puede evitar en la actualidad el trade – off entre
confiabilidad y pertinencia, de distintos tipos de factores que afectan el valor de las empresas.
Por lo expresado no podemos negar que exista una dicotomía entre el valor contable del Patrimonio y el valor de
mercado, ya que este último se conforma por innumerables fuentes informativas, muchas veces no objetivas, desde
simples rumores hasta expectativas subjetivas algunas veces muy valederas sobre el valor de flujo de fondos en el
futuro. Además generalmente nos referimos al valor contable del Patrimonio como si estuviese todos los días
actualizándose y a disposición del público en general, cuando esto esta muy alejado de ser así.
Asimismo luego de reflexionar sobre el valor contable del Patrimonio Neto desde una perspectiva eminentemente
técnica, acordaremos que puede haber dos clases principales de infracapitalización Contable, ( omitiendo una
combinación entre ambas ) :
a. Por Ausencia de Neutralidad ( Implica una conducta activa e intencional por parte de los responsables
de la información contable) Efecto : Reservas Ocultas ( )
b) Por Limitaciones Propias de la Disciplina Contable. ( Aplicación de autolimitaciones normativas nacionales,
que impiden la aplicación de las normas de valuación de alta calidad en cuanto a pertinencia – valores corrientes
– o por ausencia de normas de valuación objetivas). Efecto: Reservas Latentes (14)
2.5. – Infracapitalización Bursátil.
Concepto
Sin dejar de mencionar que la cotización accionaría en nuestro país hasta el momento (y aparentemente es una
tendencia a profundizarse ) es una operatoria circunscripta a una reducida cantidad de empresas, y que él
generalmente escaso volumen diario negociado implica un mercado accionario de:
a. baja liquidez ( tanto en términos de comparación respecto al PBI en términos nominales como también en
los mismos términos de capitalización bursátil ).
b. de liquidez concentrada en los diecisiete (17) papeles (actualmente julio de 1999) que componen el
Merval ( ), nos hace considerar al mercado de valores local como representativo de precios de cotización
de carácter minorista de operaciones individuales de reducida escala o envergadura.
Pero pese a la crítica realizada el mercado accionario es el medio necesario para que se produzca y evalué este tipo
de infracapitalización, pese a lo cual una mayor liquidez es una condición más de acercamiento a las características
necesarias de lo que se entiende como objetivo de mercados perfectos.
Distinguir este tipo de infracapitalización es resaltar la depreciación efectuada en el valor de cotización,
llevándolo a importes menores respecto al valor contable, como no puede ser de otra manera está conducta es
realizada por los agentes económicos que interactúan de manera directa e indirecta en los Mercados de Valores ( en
el caso de Argentina especialmente en el Mercado de Valores de Capital Federal ) afectando negativamente (desde
el punto de vista de la valoración de la riqueza) el valor de mercado o de capitalización bursátil de las empresas
cotizantes.
Por lo cual es un fenómeno transaccional, el cual marca el castigo o penalización económica que ha sufrido la
empresa en su referente patrimonial al entender el conjunto de evaluadores del mercado que la empresa ha
destruido valor económico conforme el stock de información disponible.
Esta particular forma de infracapitalización es una forma como mínima coyuntural de reflejar el fracaso
empresarial, si no se revierte el mismo, ya que el objetivo globalmente difundido y generalmente aceptado en
términos de finanzas de empresa es el de maximizar el valor del Patrimonio Neto en términos reales, lo cual se debe
evidenciar en el precio de las acciones. Sucintamente debido a perspectivas y pronósticos negativos sobre variables
no controlables (no neutralizadas ) y/o erróneas decisiones sobre políticas esenciales circunscriptas a las áreas de
Inversión – Financiación – Retención de Utilidades o Pago de Dividendos; es decir el mercado responde a través de
la cotización expresando que se ha materializado el riesgo negativo empresario.
El objetivo analítico más profundo es discriminar si el fracaso aludido es estratégico en lo referido al sector en
particular o de gestión del management.
2.6 Infracapitalización Legal
Concepto
Hacer referencia a este tipo de infracapitalización en principio es resaltar lo sustancial de cuestiones aparentemente
formales.
Lo relevante de esta formalidad son las potenciales consecuencias económicas y financieras de su desconocimiento
o desconsideración.
Una empresa puede no padecer de ninguna de las patologías de los distintos tipos de infracapitalización tratadas
hasta el momento; ser económicamente muy eficiente, es más sufrir de sobrecapitalización o
sobrepatrimonialización (utilizando la terminología apropiada) operativa y aún de los otros tipos mencionados, y
sin embargo estar afectada por un grave cuadro en lo que atañe a este tipo de infracapitalización empresaria.
A los efectos de diagnosticarla y distinguir su presencia no esta demás, tener presente la disquisición terminológica
inicial en la cual convenimos que jurídicamente los términos infracapitalización e infrapatrimonialización son
diferentes porque representan identidades distintas; con alcances jurídicos diversos respecto a los aspectos
asociados a las restricciones institucionales referidas a la potencial mutabilidad temporal diferencial de sus
componentes.
Tratar este tipo de infrapatrimonialización es incursionar en el análisis cualitativo del informe contable actualmente
conocido como ” Estado de Evolución del Patrimonio Neto” y distinguir en el mismo las voces que desde el
derecho positivo son sustentables en el tiempo de aquellas que no son beneficiadas de esta cualidad, y por lo cual,
son representativas en caso de estar presentes de su volatilidad temporal intrínseca; o de las posibilidades o
riesgos potenciales de su capacidad de mutabilidad inmediata. A partir de la tangibilidad del Patrimonio Neto, (no
del capital), mediante el ejercicio de los derechos políticos y económicos materializados en las mayorías necesarias
respaldadas en los votos de sus propietarios para distribuir dividendos en efectivo, en especie, honorarios o cualquier
otra imputación que modifique en menos su valor. ( )
Como señala y aclara respecto a su conformación estructural José L. Reinoso ( ) “Para otros la infracapitalización
formal deviene cuando una sociedad está dotada de un capital social de importe muy reducido y de reservas
desproporcionadas en relación al importe, subrayándose que lo importante hace a contar con un patrimonio
suficiente para el cumplimiento del objeto social”
Obsérvese que la existencia de este tipo de infracapitalización deja sin sustento práctico, o en todo caso implica un
rol operativo muy secundario a las restricciones institucionales existentes respecto a la reducción del capital por
exuberancia del mismo, ya que no hay materia sustancial a tratar, la misma esta subsumida por la importancia en
principio de los resultados acumulados.
En relación a este tipo de infracapitalización puntualizan al respecto Giuseppe B. Portale y Concetto Costa ( ) lo
siguiente “Alla mancanza di un capitale adeguato non corrisponde sempre, inoltre la mancanza di patrimonio
adeguato” ………… “La problemática della sottocapitalizzazione presenta, pertanto tre aspetti distinti, anche se
strettamente collegati : ….b) il problemi del trattamento delle riserve in caso di sottocapitalizzazione <nominale>,
se, cioè, in assenza di un capitale adeguato possano configurarsi vincoli sulle riserve ulteriori rispetto a quelli
previsti in via generale per i vari tipi di esse;.” .
Como podemos observar hay un acuerdo doctrinario pacífico en torno al concepto tratado.
Como se puede comprender la más respetada y reconocida doctrina internacional en la materia, focaliza la temática
propuesta en el marco conceptual de la infracapitalización denominada por ellos Nominal, (no nos parece acorde
esta denominación a nuestro régimen, por la evolución en la protección a la intangibilidad en nuestro ordenamiento
societario como la lograda en la modificación del artículo 62, último párrafo de la LSC) y la visualizan como una
problemática a tratar, a la cual nosotros podemos sintetizar como la distinción entre los rubros que estructuran el
Estado de Evolución del Patrimonio Neto con restricciones en cuanto a su tangibilidad de los que carecen de las
salvaguardas institucionales al respecto y por lo tanto son permeables desde lo que es su a tangibilidad de contarse
en las Asambleas o Reuniones de Socios con los votos necesarios y afectar el referente principal al evaluar la
financiación propia de la empresa, es decir la voz conocida como Patrimonio Neto.
No esta demás mencionar respecto a la crítica que desvaloriza la intangibilidad del capital como paraguas protector
expresando que la misma es relativa debido a :
a. las restricciones institucionales en primer lugar no son absolutas, no es
imposible reducir las voces de capital.
b. en segundo término tampoco es imposible recuperar los fondos de la empresa
mediante un proceso de vaciamiento empresario, sin operar directamente sobre
los rubros del Patrimonio Neto y operando indirectamente sobre el mismo en un
proceso complejo y concurrente que involucra a activos, pasivos, egresos e
ingresos.
Ante la crítica propuesta nos debemos preguntar ¿ Que grado de intensidad tiene la relatividad respecto a la
intangibilidad del capital ? y la respuesta conducente es, el grado de relatividad es débil ya que respecto al primer
argumento la Humanidad a lo largo de la historia ha encontrado remedios basados en la publicidad y en la
responsabilidad profesional, restricciones adecuadas a los efectos de contrarrestar su difusión, respecto al segundo
argumento la salvaguardia social se fundamenta en la conjunción entre la labor de auditoria como auxiliar y aval
judicial, ya que mediante la primera se podrán reunir de existir indicios graves, precisos y concurrentes que reflejen
una conducta sistemática de disminución patrimonial, con la sanción jurídica correspondiente.
Pero que sentido tiene avanzar en el estudio del relativismo respecto a la “Intangibilidad del Capital” si este análisis
queda carente de sentido práctico por la generalización y relevancia de la Infracapitalización Legal en las sociedades
comerciales en general, más allá de aquellas en las cuales los proveedores de fondos propios limitan la
responsabilidad (Sociedades por Acciones y S.R.L.).
Tercera Parte
3. Infracapitalización Aparente.
3.1 Concepto
Hemos hecho referencia, a diferentes tipos de infracapitalización y las tratamos al conceptualizarlas en principio
como infracapitalizaciones puras; en este caso estamos haciendo referencia a un tipo especial de
“infracapitalización financiera”. Esto no quita que puede convivir con cualquiera de la infracapitalizaciones
descriptas en tanto exista endeudamiento empresario, en este orden de ideas este tipo de infracapitalización puede
convivir concomitantemente por ejemplo con infracapitalización contable , económica, operativa , bursátil ,
formal o legal.
Hay ejemplos muy ostensibles de este tipo de infracapitalización, en los cuales el abuso y los valores extremos que
se verifican lo grafican acabadamente, facilitando su comprensión como el expuesto por Guillermo Cabanellas de
las Cuevas ( ) quien cita a Bittker y Eustice los cuales atribuyen al siguiente caso relacionando su existencia a
cuestiones impositivas “Algunas sociedades tienen tan poca preocupación por su capacidad crediticia que emiten
títulos de deuda aparentemente ortodoxos en montos que abruman a la inversión de capital, por ejemplo, bonos
por un valor de 99.000 dólares, más el capital ordinario, frente a activos valuados en 100.000 dólares. Aquí el
problema es si los bonos, pese a tener elementos firmes de ser títulos de deuda, pueden ser tratados como
equivalente a acciones a los fines impositivos, porque quienquiera adquiera esos títulos se consideraría, a la luz
del capital trivial de la sociedad como accionista o como accionista potencial.”
Miguel C. Araya ( ) cita respecto a los desarrollos europeos del tema “La infracapitalización formal o nominal,
que aparece cuando la sociedad sustenta su actividad con créditos de los socios que ingresan en tal carácter , y
no aportes efectivos, como sería necesario.” ….”Por ello más debatido el problema que origina la
infracapitalización nominal o formal – nosotros la denominamos infracapitalización aparente – imponiéndose
como sanción en los casos de insolvencia de la sociedad, la recalificación de los préstamos de socios en capital de
riesgo, y en consecuencia, esos créditos pasan a estar postergados o subordinados a los restantes acreedores. ”
En este orden de ideas participan Giuseppe B. Portale y Concetto Costa ( ) quienes expresan “I soci potrebbero,
infatti, dotare la società di un capitale inadeguato, ma, contemporaneamente, rifornirla dei mezzi per il
perseguimento dellóggetto sociale per altre vie: ad esempio, effettuando dei prestiti alla società, anche in sede di
costituzione, o accantonando ingenti riserve durante la vita della società stessa.”. Pero con la siguiente salvedad
aquí no hay distinción entre subcapitalización y subpatrimonialización, su punto de vista responde al estudio del
Capital Social y entienden que la fundamentación de una sociedad infracapitalizada puede tener “altri fini, ad
esempio in Italia, per evitare la nomina del collegio sindacale nelle società a responsabilità limitata”, más allá de
la similitud que se da con Argentina y las conductas evasivas respecto a los impuestos de sellos provinciales en
aquellos Estados que aún en la actualidad consideran este acto base imponible del tributo provincial mencionado, lo
relevante para nosotros es que señalan como una realidad global esta dualidad del proveedor de fondos como
accionista o como acreedor simultáneamente (sea este último rol ejercido en forma directa o indirecta).
A este tipo de infracapitalización la denominan “sottocapitalizzazione formale o nominale” y a la cual nosotros
denominamos Aparente.
3.2 Causas Generadoras
3.2.1 La Generalmente Aceptada Causa Principal
Generalmente como en el caso citado, se delimita el origen causal de este tipo de infracapitalización a una estrategia
de elusión impositiva tendiente a maximizar el valor actual del Patrimonio Neto en términos reales.
No podemos negar la influencia fiscal ya que el modo de financiar una inversión tiene consecuencias significativas,
es innegable la influencia de los marcos impositivos nacionales en las finanzas de las empresas. Desde una
simple persona física hasta un complejo conjunto económico de personas jurídicas pueden indistintamente asumir el
rol de accionistas o acreedores o el doble rol de accionista y acreedor y financiar la inversión desde un país que sea
el más conveniente en función al marco impositivo supranacional.
La asimetría se origina en principio por un tratamiento tributario que tiene vigencia universal, en todo el
mundo la renta del capital acreedor, es decir los intereses, son deducibles de la base imponible de los denominados
impuestos a las ganancias, réditos o a las rentas. En cambio se discrimina contra la renta del capital propio, los
dividendos no son deducibles de estos impuestos por lo cual se induce a diseñar estructuras de financiación con
escaso capital representativo del riesgo total del empresario y mayor capital ajeno representativo del denominado
riesgo financiero.
Esta cuestión va aumentando en complejidad ya que no solo por que el tratamiento universal de los intereses del
capital ajeno es un sustancial factor de diferenciación, también lo es el diverso tratamiento que intereses y
dividendos (por ejemplo alícuotas, consideraciones de base imponible, momentos de tributación, etc) reciben en los
distintos marcos nacionales hasta el nivel de establecer como necesidad empresaria una estrategia global fundada en
aspectos impositivos que afectan el valor actual del grupo económico globalizado. La misma se basará en
proveedores de capital ajeno constituidos en países de baja tributación, con lo cual se afecta la estructura financiera,
sesgando la misma generando comportamientos que promuevan empresas con una infracapitalización financiera de
mediana o altamente calificada. ( )
En Argentina el impuesto sobre los intereses pagados y el costo financiero del endeudamiento empresario, ley 25063
Boletín oficial 7/12/98 es una respuesta fiscal ( sin realizar juicios de valor sobre sus efectos positivos o negativos) a
la generalizada existencia de los denominados autopréstamos ( una de las conclusiones de su estudio es que
revalorizo más los convenios de doble imposición ya que estos son tratados con potencias extranjeras que se
encuentran en lo más alto de la pirámide kelseniana), por lo cual estos tienen preestablecido los limites respecto al
pago único y definitivo que deben realizar los denominados beneficiarios del exterior de estos países. )
En realidad no sería tener una visión completa concentrarnos en este determinante fiscal como agente causal
exclusivo de este fenómeno. Hay otros motivos causales que conllevan a financiar la inversión de riesgo
empresario mediante esta modalidad de simulación o encubrimiento, podemos detallar:
3.2.2 Motivos no Fiscales ( )
1.- Flexibilidad en la liquidez de los préstamos. ( tanto en su aportación como reembolso).
2.- Los préstamos implican menores tiempos y costos de formalización.
3.- La utilización de préstamos promueve la estabilidad en el poder político y en los derechos económicos derivados
de los accionistas al no alterar el derecho de preferencia, ni se ejercitan los derechos a acrecer . Su utilización no
afecta los porcentajes de participación.
4.- El uso de los préstamos delimita el riesgo empresario total (se aplica escaso fondos propios en relación a lo que
serían los fondos propios razonables), asumiendo solamente el riesgo financiero, sobretodo al aumentar la
importancia relativa de la financiación aparente. No nos olvidemos de los Acreedores Involuntarios.
5.-Posibilita contar o potenciar el poder decisorio en las Asambleas de Acreedores en caso de que la empresa
concurse y /o quiebre.
6.- Posibilita tener un resultado de la inversión independiente de los resultados de la empresa. Limita el riesgo
financiero al contarse con “inside information”.
7.- A veces es un medio para superar los marcos nacionales restrictivos respecto a normas sobre inversiones
extranjeras. Por ejemplo cuando los accionistas extranjeros no pueden poseer más que cierto porcentaje de
participación los préstamos le permiten aumentar el rendimiento de la inversión.
8.- Posibilidad de utilizar cualquier moneda para fondear a la empresa evitando el riesgo cambiario ya que el aporte
de capital propio solo es posible en moneda del país. Por lo cual al tener un camino de cobertura cambiaria limita
este tipo de riesgo en la moneda que seleccione.
9.- Posibilita la influencia sobre el efecto palanca financiera de la empresa al tener el control sobre el costo
financiero.
.
3.3 Su vinculación con la Infracapitalización Financiera. Pautas a los efectos de su Indagación Técnica
Generalmente la existencia de este tipo de infracapitalización esta asociada a un índice de endeudamiento relevante
o anormalmente significativo. Esto nos posibilita denominarla infrapatrimonialización encubierta, aparente,
impura o exigua.
El informe del Comité de Asuntos legales de la O.C.D.E. , enuncia una serie de pautas que, sin constituir una
prueba evidente de subcapitalización, deben ser consideradas para evaluar su posible presencia:
Mediante Análisis de Ratios:
· Nivel de endeudamiento exagerado respecto al promedio de sector.
· Nivel de solvencia irrelevante. Desproporción manifiesta entre la dotación de capital propio y el riesgo de
la empresa.
· Costo del pasivo elevados respecto al tipo normal establecido como contraprestación en el mercado libre.
· Costo del pasivo bajo respecto al tipo normal establecido como contraprestación en el mercado libre.
Mediante cláusulas contractuales u otros indicios:
· Proporcionalidad en la conformación de los préstamos o entre distintos préstamos y costos iguales o
similares, lo que reflejaría un trato igualitario entre los accionistas que los han efectuado.
· Ruptura intertemporal entre origen y aplicación de fondos es útil examinar si el préstamo o los préstamos
tienen como objetivo cubrir necesidades de financiación a largo plazo.
· Origen externo de fondos. ( proveniente de otros países )
· Ausencia de fechas de vencimiento o no respeto de las mismas con renovación automática inconsulta.
· Imposibilidad de obtener un préstamo de terceras personas extranjeras o nacionales.
· Presencia de instrumentos financieros híbridos, que eviten la responsabilidad patrimonial:
a. Pago de los intereses dependiente de la existencia de beneficios.
b. Opción de conversión del préstamo en acciones
Concluimos con la observación que este tipo de infracapitalización puede estar vinculada a la financiación híbrida
como constituir un ejemplo cabal y claro del ejercicio de inside information.
Por lo tanto a los efectos de su determinación es excluyente conforme los estudios y antecedentes existentes; no
encontramos en el mundo otra metodología probatoria para impartir justicia en la materia que la de recabar indicios
para conformar mediante la teoría de la sana crítica una sistemática de elementos graves, precisos y
concordantes que reflejen esta conducta financiera.
3.4 Alguna Evidencia en la República Argentina
en el Sector Automotriz
Este tipo de [[infracapitalización ]]tiene como objetivo financiar a las empresas sin realizar aportes de capital, los cuales
se instrumentan por medio de autopréstamos o con préstamos de sociedades financieras intermedias.
· Caso Sevel
En el caso de la empresa Sevel vemos que de los informes contables al 30/09/99 surge que la estructura de Pasivos
el 40 % corresponde a deudas comerciales con Automóviles Peugeot la empresa controlante de Sevel.
La empresa llega a esta condición luego de que Automóviles Peugeot le otorgara préstamos por $ 471.870.330 a
tasas de interés muy bajas e inclusive sin costos financieros y de que le condonara Pasivos por $ 142 millones
durante el año 1999 (conforme Nota Nro 4 de los estados contables citados).
Asimismo se verifica un aporte de capital por $ 150.000.000 que de no hacerlo resultaría un Patrimonio Neto
negativo para Sevel de aproximadamente $ 38.000.000 millones de pesos, de esta manera el efecto combinado de la
quita como del aumento del capital significo 292.000.000 millones de pesos de mejora en la estructura financiera
contable de la empresa.
Conforme a la Nota Nro. 13 Sociedades Art. 33 ley 19550 Vemos ahora que la deuda ha descendido al 30 de
septiembre de 1999 a U$S 329.870.330, todo en moneda extranjera ( fuerte incidencia de las condonaciones de la
controlante) , y está compuesta por:
Créditos de la Controlante:
Sin plazo Con plazo Interés
1 666.615 569.333 de 0 a 3 meses s/interés
2 3.850.867 de 3 a 6 meses s/interés
3 – 30.321 de 9 a 12 meses s/interés
4 – 260.534.986 de 0 a 3 meses c/interés
5 – 28.962.075 de 3 a 6 meses c/interés
6 – 28.792.553 de 6 a 9 meses c/interés
7 – 6.3464.580 de 9 a 12 meses c/interés
Totales 665.615 329.204.715
Total del Pasivo : $ 820.670.572 Total del Patrimonio Neto : $ 112.321.666
Podemos deducir de este análisis que la empresa Sevel tiene una estructura financiera con una convivencia de
infracapitalización financiera e infracapitalización aparente de manera concurrente.
Peugeot tiene un control sobre la liquidez del capital de Sevel y hace aportes de efectivo a Sevel cuando ésta los
necesita, situación que no se daría si el que la financiara fuera una entidad sin vínculos ni intereses particulares en
ella. El Patrimonio Neto de la empresa es de al 30/09/99 de $ 112.321.666 el total del pasivo $ 820.670.572 la
concurrencia de infracapitalización financiera e infracapitalización aparente a nuestro entender hay altísimas
probabilidades de que se verifiquen en la empresa a partir de este análisis primario.
La política de Peugeot financiando a Sevel del modo que acabamos de desarrollar se justificaría únicamente por
motivos estratégicos, pues aparentemente le convendría más mantener a Sevel funcionando e insertando sus
productos en el mercado, que hacerlo a través de otra empresa que no contaría nunca con el mismo conocimiento del
mercado, ni con la misma capacidad de llegada al cliente; lo hace a utilizando esa forma de financiamiento (a través
del Pasivo) y no mediante emisiones de acciones ni intercambio de acciones por deudas, ya que de ese modo
compromete menos su capital invertido en Argentina y obtiene los mismos resultados comerciales.
Esta fuera de discusión que Sevel no tiene una estrategia de tener la presente estructura de financiamiento en función
de una elusión tributaria, ya no es posible un ahorro fiscal producto de la legislación impositiva, ya que en los
últimos ejercicios la empresa no tributa impuesto a las ganancias por tener quebrantos impositivos. Por lo cual las
causas son las ya analizadas como determinantes no fiscales
· Caso Renault
Al igual que en el caso de Sevel observamos que entre 31/12/95 hasta 30/06/99 esta empresa utiliza pasivos del
grupo económico cuya importancia respecto al total del pasivo alcanzo en los respectivos cierres anuales desde
inclusive el indicado 28%, 34%, 25%, 18% y al 30/6/99 el 25%.
Por lo tanto en forma permanente se utiliza deuda del grupo, al medir el costo de ese pasivo determinamos que el
costo anual es del cinco por ciento (5%).
Lo importante a resaltar que es respecto a los casos señalados que son pautas para investigar las causas generadoras
en caso de que se materialice ( o la financiación del grupo evita dicha impotencia financiera) una posible
insolvencia, no nos olvidemos que en el caso de la quiebra del Swift, a las empresas del Grupo (Deltec) no se les
permitió verificar.
3.5 Insolvencia e Infracapitalización Aparente, Previsiones en el Derecho Internacional Comparado.
Más allá que una de las obligaciones del síndico respecto al informe general sea conforme artículo 39 inciso 6to de
nuestro ordenamiento falencial “En caso de sociedades, debe informar si los socios realizaron regularmente sus
aportes, y si existe responsabilidad patrimonial que se les pueda imputar por su actuación en tal carácter “, y
por ende deberá expedirse no solo sobre la correcta integración de los aportes suscriptos y respecto la valuación de
los aportes en especie en caso de haberse efectuado si correspondiese, sino entendemos que sustancialmente sobre la
existencia de estos préstamos ( y particularmente sobre si se verifico el capital suficiente), respecto a los cuales a
partir () de la reforma del año 1980 en la ley alemana de sociedades comerciales de responsabilidad limitada
(GMBH o S.R.L.) respecto a la normativa referente a preservación del capital instituyo “Si en un momento en el
que los socios, de actuar como ordinarios comerciantes, hubieran aportado a la sociedad capital propio, en
lugar de ello, un socio le otorga un préstamo, no podrá hacer valer en la quiebra o en el concurso preventivo
su pretensión a la restitución del préstamo”.
Asimismo prevé las siguientes situaciones.
1.- Préstamos back to back de garantía real y/o aún de garantía personal, en caso de insolvencia (concurso o quiebra
) el tercero puede presentarse solamente por la parte del crédito que no hubiera podido satisfacer con la ejecución de
la garantía o la fianza.
2.- La aplicación del principio de la realidad económica al hacer extensiva a otras actuaciones jurídicas que, desde
un punto de vista económico, sean equivalentes al otorgamiento de un préstamo.
3.- También combate la inside information ya que si estos préstamos hubieran sido devueltos al tercero dentro del
año anterior computado desde la fecha de apertura de quiebra el socio que otorgó la garantía o la fianza debe
restituir a la sociedad el importe pagado, de lo que solamente puede liberarse si entrega a la sociedad los bienes con
los que había asegurado el préstamo al tercero.
Nuestro régimen con correlatividad diversa contempla estos prestamos sustitutivos del capital propio los cuales
dan lugar al fenómeno de infracapitalización aparente así el artículo 67 último párrafo de nuestro actual
ordenamiento concursal contempla, Crédito entre concursados, “Los créditos entre integrantes del agrupamiento
o sus cesionarios dentro de los dos años anteriores a la presentación no tendrán derecho a voto. El acuerdo
puede prever la extinción total o parcial de estos créditos, su subordinación u otra forma de tratamiento
particular”.
En este orden de ideas nos preguntamos que sucedería en empresas que estén financieramente infracapitalizadas y
con infracapitalización aparente en caso de sentenciarse la recalificación de la deuda; implicaría no solo no
perjudicar a los verdaderos acreedores sino en también superar el estado de impotencia financiera.
Cuarta Parte
4.1 Resumen
Limitar la Responsabilidad de los socios ya sea al aporte individual en la S.A. o los accionistas comanditarios en la
S.C.A., ya sea respecto a la totalidad del capital social en la S.R.L. nació como excepción extraordinaria,
recordemos a Shakespare en el “Mercader de Venecia”, a partir de rememorar esta obra podemos compenetrarnos en
cual era la suerte de los deudores que no honraban sus deudas.
Los tipos sociales que gozan de semejante privilegio en lo que atañe a la Limitación de la Responsabilidad han
surgido como necesidad económica a los efectos de encarar proyectos que requieren grandes concentraciones de
capital y por ende no es posible que todos los socios puedan participar del control de gestión, ya que a lo largo de la
historia se sobreentendía que existía un vinculo indisoluble entre responsabilidad de la gestión y el derecho de gozar
de los beneficios como de soportar las pérdidas, y en esta dimensión se entendía la solidaridad por las obligaciones
sociales.
Hoy esto ha cambiado la solidaridad se ha diluido y dicho instituto es de difusión generalizada y podemos
considerar que su abuso ha degenerado en la degradación del mismo convirtiéndose o en un seguro o patente del
“seudo empresario capitalista”, encontramos una falta de correlación entre la importancia que el tema amerita en
relación con la exigua producción jurisprudencial en la materia ( ), y es acá donde deben intervenir los profesionales
en Ciencias Económicas para auxiliar a la justicia a los efectos de dictaminar la presencia de este tipo o de los tipos
de infracapitalización presentes en la empresa y de las relaciones causales de la misma, ya que bien juzga quien
bien distingue .
4.2 Conclusiones
Nos encontramos con empresas que nacen , viven y mueren infracapitalizadas, y nos preguntamos cual de los
principios más elementales en los cuales comulga el orden jurídico internacional y nacional, fundamenta o se
ampara dicha génesis tan prolífica como antisocial, y la respuesta es a ninguna, es más es contrario al orden público
ya que dolosamente inflinge un daño a otro.
Compete a los doctores en derecho establecer cual o cuales doctrinas deben combatir este flagelo que mina el orden
económico, pero bien entendemos que más allá de las complejas discusiones involucradas, la solución debe basarse
en los más elementales principios del derecho y su determinación puede hacer aplicar en muchos casos el derecho
penal.
Es así que no puede convalidar la excepción de responsabilidad sin tener como contrapartida una capital propio
suficiente. Dentro del complejo fenómeno de infracapitalización societaria nos encontramos con una de sus aristas
que es la infracapitalización aparente, en la cual observamos que no solo es solo de tratamiento doctrinario y
jurisprudencial sino que también mediante su institucionalización en el derecho societario alemán se derrama en el
derecho de La Comunidad Económica Europa y cuya solución radica en caso de insolvencia recalificar a estos
préstamos en Capital de Riesgo y en consecuencia dichos créditos pasan a estar subordinados al resto de los
acreedores, entendamos que esta es una solución práctica justa y útil, con la sutiliza que por la cual no se llega a la
solución extrema de considerarlos capital de riesgo.
En el marco de este trabajo debemos mencionar que conforme al artículo 175 de la ley 24522 “El ejercicio de las
acciones de responsabilidad contra los socios limitadamente responsables, administradores, síndicos y
liquidadotes, corresponde al síndico”, en este orden entendemos se circunscribe la responsabilidad cuando los
socios han privado a la empresa del capital suficiente acorde a las actividades emprendidas; no nos olvidemos de las
quiebras de papel como de aquel adagio que dice “Empresas Pobres y Empresarios Ricos”.
Por último queremos señalar que habría que evaluar si esta tarea excede a la labor del síndico ya que requiere todo
un trabajo de relevancia adicional, paralelamente las normativas concursales, y la actuación normativa del síndico
se circunscribe a trabajar sobre los efectos de la insolvencia nosotros consideramos que la relevancia del tema
implicaría otra sindicatura, u otro tipo de actuación abocada a auditar las causas generadoras (trabajar sobre otro
enfoque las causas de la insolvencia) a desentrañar técnicamente si el management trabajo en pos de la empresa
(interés social) o solamente en interés de los dueños y a analizar si se abuso del actualmente vulgar u ordinario
privilegio de limitación de la responsabilidad patrimonial.
Notas Bibliográficas:
( ) Anthony R. N., ” La Contabilidad en la Administración de Empresas”, Editorial Ediciones Macchi-López,
Estudio Gráfico Nro. 5 S.E.C.P.A. Alberti 259 , Capital Federal, Argentina , Primera Edición, Septiembre de 1976,
en página 28.
( ) Weston F. J.- E. F. Brigham “Fundamentos de Administración Financiera 7ma edición Editorial Interamericana.
Talleres Fuentes Impresores S.A. , México D.F. (febrero de 1988), página 779
( ) Veron A. V., “Los Balances, Tratado sobre los Estados Contables”. Editorial Errepar . Buenos Aires, Argentina.
(octubre de 1997), página 412.
( ) Martín J. A., “Tratamiento impositivo de operaciones Financieras”. Talleres Gráficos de Mac Tomas. Buenos
Aires, Argentina (junio de 1999), página 10; Alfredo Javier Parrondo “La Elusión tributaria de las Empresas
Multinacionales en el marco de la Globalización” en Revista Criterios Tributarios, página 42
( ) Manóvil, R. M, Cuadernos de la Universidad Austral, “Derecho Empresario Actual”, Homenaje al Dr. Raymundo
L. Fernández . Ediciones Depalma. Buenos Aires. Argentina (1996). Artículo “Responsabilidad de los Socios por
insuficiencia de Capital Propio (El Modelo Alemán)”, página 609
( ) Reinoso J. L., “Capital Social: Mínimo Legal y Suficiente para el cumplimiento del objeto social (
Responsabilidad de los Administradores por infracapitalización material)”, en Jurisprudencia Argentina 1997, Tomo
IV, página 731
( ) Rippe S., “Subcapitalización y Responsabilidad de Directores y Administradores”, en Jurisprudencia Argentina
1997, Tomo IV, página 725
( ) Zamorano García E., “As Causas dos Fracassos Das Empresas”- Revista InterAmérica. Asociación
Interamericana de Contabilidad- Año 1. Num.2 – Julio – Setiembre de 1998, página 31
( ) Senge P. M., “La Quinta Disciplina; el arte y la práctica de la organización abierta al aprendizaje”. Ediciones Juan
Granica S.A. ( España 1997), en página 28.
( ) Cuadernos de la Universidad Austral, “Derecho Empresario Actual”, Homenaje al Dr. Raymundo L. Fernández .
Ediciones Depalma. Buenos Aires. Argentina (1996). Artículo “Repensar la noción de capital Social”, páginas 40 y
41
( ) Portale G. B., – Costa, Concetto , “Capitale sociale e società per azioni sottocapitalizzate: le nuove tendenze nei
paesi europei”, en Il Diritto delle Società per Azioni: Problemi, Esperienze, Progetti, a cura di Pietro Abbadessa e
Ángel Rojo, Dott. A. Giuffrè Editore , ( Milano, 1993), página 143.
( ) Zamorano García E. , “As Causas dos Fracassos Das Empresas” Revista InterAmérica. Asociación
Interamericana de Contabilidad- Año 1. Num.2 – Julio – Setiembre de 1998, página 32.
( ) Reinoso J. L., “Capital Social: Mínimo Legal y Suficiente para el cumplimiento del objeto social
(Responsabilidad de los administradores por infracapitalización Material)” en Jurisprudencia Argentina Tomo IV
1997, página 733.
() Depallens G. , “Gestión Financiera de la Empresa”. Editorial La Ley. Argentina , Marzo de 1996, página 126.
( ) Nota del autor: Un índice es una teórica cartera de activos financieros, el Merval, es un indicador que como su
nombre lo señala tiene como objetivo primario reflejar el comportamiento del Mercado de Valores, que se considera
es el producido por aquellas acciones que en los últimos seis meses representaron el ochenta por ciento (80%) del
volumen total de acciones negociado; cada tres meses se revisa cuales son los papeles que componen el ochenta por
ciento del volumen negociado, por ende cada tres meses es muy probable que se incorporen y/o egresen especies
mientras que la que permanecen modifican su participación.
() Olivera Garcia E., “El concepto de capital como limite a la potestad de distribución de dividendos”, en
Jurisprudencia Argentina , 1997-IV, página 720.
() Reinoso J. L., “Capital Social: Mínimo Legal y Suficiente para el cumplimiento del objeto social”, en
Jurisprudencia Argentina , 1997-IV, página 731.
() Portale G. B., – Costa, Concetto , “Capitale sociale e società per azioni sottocapitalizzate: le nuove tendenze nei
paesi europei”, en Il Diritto delle Società per Azioni: Problemi, Esperienze, Progetti, a cura di Pietro Abbadessa e
Ángel Rojo, Dott. A. Giuffrè Editore , ( Milano, 1993), página 142y 143.
() Cabanellas de Las Cuevas G., “Derecho Societario Parte General , La Personalidad Juídica Societaria” , Editorial
Heliasta S.R.L. . Talleres Gráficos de Companhia Melhoramentos de Sao Paulo Brasil – (marzo de 1994), página
361.
() Cuadernos de la Universidad Austral, “Derecho Empresario Actual”, Homenaje al Dr. Raymundo L. Fernández .
Ediciones Depalma. Buenos Aires. Argentina (1996). Artículo “Repensar la noción de capital Social”, página 41
() Portale, G. B., – Costa, Concetto , “Capitale sociale e società per azioni sottocapitalizzate: le nuove tendenze nei
paesi europei”, en Il Diritto delle Società per Azioni: Problemi, Esperienze, Progetti, a cura di Pietro Abbadessa e
Ángel Rojo, Dott. A. Giuffrè Editore , ( Milano, 1993), página 143
() Parrondo A. J. , “La Elusión Tributaria de las Empresas Multinacionales en el Marco de la Globalización”,
Revista Criterios Tributarios. Argentina
() Volumen 81b de los “Cahiers de Droit Fiscal Internacional” (1997), página 216
( ) Manóvil R. M., “Grupos de Sociedades, en el derecho comparado”, Editorial Abeledo Perrot, ( Argentina agosto
de 1998), página 556.
() Autos : “Ceretti César Roberto c / Ditto S.A. y otros s/ Ordinario” CNCom, Sala E fallo del 24/8/87, en donde se
expresa “El principio de responsabilidad limitada de una sociedad anónima presupone que la misma debe contar con
un capital adecuado a cumplir su objeto” En particular nos interesa resaltar que se considero la insuficiente
capitalización de la sociedad Ditto S.A. como una clara violación de la buena fe , mediante la indebida utilización de
la persona societaria. Es necesario mencionar que Ditto alego sin probar la pérdida de los libros sociales. En
Jurisprudencia (1990-I), página 317.
() Rippe S., “Subcapitalización y Responsabilidad de Directores y Administradores”, en Jurisprudencia Argentina
1997, Tomo IV, página 725, señala “Como se asienta en una sentencia dictada por la Corte de Apelación de Rouen
del 20 de octubre de 1983 y comentada por Daigre (Jean Jacques) recogida en Recuil Dalloz Sirey, 1985 pág. 161 y
ss., París, constituye un acto de ligereza constituir una sociedad con un capital mínimo pero insuficiente para el
desarrollo de la explotación; la audacia del empresario deviene en imprudencia culpable cuando no se sustenta en
una rigurosa calidad de gestión con base en la aplicación de un mínimo de medios y es una falta de gestión,
atribuible a los administradores sociales; una falta profesional, al decir de Diagre que amerita su responsabilidad
personal y solidaria”.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.